sábado, junio 22

Propuesta de sanción al Betis por la concentración de ultras en la previa del derbi

El Comisión Estatal contra la violenciaEl racismo, la xenofobia y la intolerancia en el deporte ha propuesto castigar a los Real Betis con una multa de 50.000 euros por promover grupos ultra en la víspera del derbi que el conjunto verdiblanco disputó en el estadio Benito Villamarín a finales del pasado mes de abril.

La entidad bética celebró este sábado un entrenamiento a puerta cerrada en su estadio antes del partido y cerca de un centenar de ultras de Partidarios del sur Se desplazaron a las afueras de Villamarín para cantar y recibir a los futbolistas. Luego, al finalizar la sesión, los jugadores y el cuerpo técnico salieron al balcón sobre la puerta de cristal para agradecer el apoyo de la afición. En ambos momentos se lanzaron cánticos insultantes contra el Sevilla FC y eso es lo que pide Antiviolencia castigar.

Esta comisión detalla que en ese mitin se encendieron varias bengalas y botes de humo, así como pancartas del grupo radical Partidarios Sur y que los jugadores aplaudieron y saludaron.

«Este tipo de actos y apoyo a grupos ultras por parte de clubes de fútbol contribuye a generar un clima de violencia en las horas previas a un partido de fútbol y está sancionado en la Ley 19/2007, de 11 de julio, contra la violencia, el racismo, la xenofobia y la intolerancia en el deporte”, especifica.

Al mismo tiempo, al Betis se le ha propuesto otra multa de 3.001 euros por deficiencias en las medidas de control de acceso y permanencia de espectadores al permitir la introducción y exhibición de dos grandes pancartas en una grada, sin haber sido comunicadas previamente al coordinador de seguridad o adjuntar certificado ignífugo del mismo.